miércoles, 13 de octubre de 2010

Crónica del 6º Congreso Espiritista III

Familia de mi corazón,

Aquí va la crónica del último día de congreso.

Intervinieron el martes 12 de octubre Carlos R Campetti, con la conferencia titulada “Educación del Espíritu”, “Edwin Bravo”, con la conferencia “Naturaleza y Espiritismo” y finalmente José Raúl Teixeira, con la conferencia de clausura “Una Nueva Era para la Humanidad”.

De la conferencia de Carlos Campetti os puedo contar que nos llamó la atención para el hecho de que la educación tal como se entiende en la mayoría de las escuelas hoy día es una educación volcada para los aspectos materialistas de la vida. En general, se ofrece una instrucción para la competición y para la disputa que no transciende la realidad objetiva. Campeti nos ha dicho que necesitamos más que instrucción, más que información y ha hecho hincapié en la intransferibilidad de la educación transcendental del espíritu a la escuela o al centro espírita. La familia, ha defendido, tiene un rol ineludible en la formación de valores espirituales duraderos para los niños. Campeti nos dio una imagen gráfica: Imaginemos que una persona camina sobre la arena y deja huellas detrás de ella. Otros le siguen, fijándose en su rastro. Si la persona que camina delante sabe adónde ir, dejará huellas fáciles de seguir. Si vuelve sobre sus pasos, da vueltas sobre el camino, retrocede para luego avanzar… les será mucho más difícil a los que le siguen tener un rumbo seguro. Con esto Campetti nos llama la atención para que el espiritismo debe ser el rumbo cierto que los padres siguen en la vida, dejándoles a sus hijos huellas fáciles de seguir. Pero hace falta enseñar con todos los gestos de la vida, des de los más importantes hasta los más mínimos, sin transferir a la escuela o al centro espírita la responsabilidad de orientar los hijos que se nos confía Nuestro Señor.

De la conferencia de Edwin Bravo la verdad se que no os puedo decir nada. No sé si estaba ya cansada o si es que no le entendía, pero salí a tomar un café. Luego encontré muchas personas a quienes les gustó mucho la conferencia. Nos traje el DVD de esta también, igual la vemos en el centro uno de estos días.

José Raúl Teixeira le puso el broche de oro al congreso. En resumen, su conferencia nos sirvió para cuestionar de qué nos vale saber todo lo que sabemos los espiritistas si no vivimos este conocimiento, si no nos amamos unos a los otros, si no perdonamos, si no ayudamos al prójimo. Esperamos que venga el mundo de regeneración, una nueva era para la humanidad, pero algunas veces se nos olvida que el mundo de regeneración empieza dentro de uno mismo. Cuando una nueva era para la humanidad empiece dentro de cada corazón, empezará también para la humanidad entera. No perdamos tiempo, no pospongamos la reforma intima. Somos felices, conocemos al espiritismo. Ya sabemos cuál es el camino, conocemos la verdad y tenemos vida en abundancia. Pongamos manos a la obra, no retrasemos el trabajo de Nuestro Señor.

Divaldo hizo una sentida oración final, me parece que incorporado por “José Maria...”. No entendí el apellido… Si alguien lo entiende, que por favor deje un comentario.Creedme cuando os digo que ahí se distribuyeron muchas bendiciones.


Este ha sido mi primer congreso espírita y ha sido muy emocionante. Además de haber disfrutado de las conferencias, el convivio con mis compañeros: Diana, Sonia, Danaiane, Alfredo y Luiza). Fue fenomenal. También conocí a personas de otros centros, pese a que la estructura del congreso no estuviera pensada para el intercambio y el acercamiento. Bueno, todo es mejorable, pero estoy segura que este congreso marcará un antes y un después para el espiritismo en tierras españolas.

¿Y ahora qué? Habrá que poner en la práctica lo que hemos escuchado. Compartir, empezar el mundo de regeneración ¡YA! Para mí, lo más importante es lo que nos dijo de la Gracia sobre la caridad. Es el camino, tal como lo veo ahora mismo. No somos imperfectos, somos PERFECTIBLES. Ahí está toda la diferencia.
Un beso cariñoso y que Nuestro Padre Mayor nos enseñe a ser dignos de su obra.

6 comentarios:

  1. Janaína, ¡me imagino la emoción que te ha generado en estar en el congreso! Pues me pondré a ver los videos de la TVcei y ponerme al día con los mensajes de nuestros queridos hermanos...

    ResponderEliminar
  2. Sí, sí, Dea, mucha emoción. Más de una conferencia me llevó a las lágrimas (sou manteguinha derretida, cê sabe). La reunión de tantos trabajadores del bien, buscando el mensaje de Jesús solo puede emocionar.

    ResponderEliminar
  3. Debe ser Jose Maria Fernandez Colavidas. Le llamaron el Kardec español. Gracias a él se tradujo el L.E. al castellano.

    ResponderEliminar
  4. Me ha encantado estar contigo en el congreso!!! :)
    Un beso!!
    - Tu hermana menor!

    ResponderEliminar