miércoles, 31 de diciembre de 2014

Manifestaciones físicas

Manifestaciones físicas – Espíritus - Periespíritu - Médiums
(W. Bossi)



Demostrada por la investigación minuciosa de Allan Kardec, detrás de las manifestaciones de las mesas giratorias, existía la presencia de una fuerza invisible e inteligente. Además de esta fuerza invisible, en todos estos fenómenos hay la presencia de un médium, el portador del fluido animalizado que se combina con el fluido del propio espíritu comunicante, dando "vida" a la mesa. El libro de los Médiums, en el capítulo IV, nos expone 25 preguntas y respuestas explicando detalladamente el origen de todos los fenómenos, las motivaciones y sus necesidades y cómo suceden los fenómenos.

Tal como sabemos, estos fenómenos ya no ocurren, por lo menos no con la frecuencia que sucedían en la época de Kardec. Sin embargo, la existencia de algo más allá de la materia sigue atrayendo la curiosidad de la comunidad científica. Ya sea para intentar rechazarla como para comprobarla. Actualmente muchos científicos están investigando, por ejemplo: las ECM (Experiencias Cercanas a la Muerte),  casos de reencarnaciones pasadas, la existencia de la conciencia después de la muerte.

Cuando hablamos de espíritus, muchos tenemos la idea equivocada de que, o son seres muy evolucionados,  o son únicamente  inferiores y sufridores.  Sí que los hay; pero una visión más correcta sería la de que todos somos espíritus. La diferencia es que los que habitan en el plano espiritual no tienen el cuerpo físico, pero sí mantienen sus características psicológicas, sus creencias, sus dudas y miedos, sus inclinaciones morales, tal como las tenían cuando encarnados.

El fluido cósmico universal condensado constituye  el periespíritu, envoltura semimaterial,  que da  la forma al espíritu cuando está desencarnado. Cuando se haya encarnado, el periespíritu sirve de unión entre el espíritu  y el cuerpo físico. El periespíritu sigue existiendo igualmente  después de la muerte física. Los médiums videntes lo que ven en realidad es el periespíritu. Resumiendo; cuando nos hayamos encarnados estamos formados, principalmente, por tres cuerpos, estos son: el cuerpo físico, el periespíritu y el espíritu; cuando desencarnamos, el cuerpo físico se desintegra, pero los otros dos siguen vivos.

El periespíritu también tiene un papel fundamental en las comunicaciones mediúmnicas. Toda  comunicación entre médium encarnado y espíritu desencarnado se da a través  del periespíritu. El del médium se expande  parcialmente y entra en contacto con el periespíritu del espíritu  comunicante.


Seguramente el periespíritu será objeto de análisis más detallado por nuestra revista, ya que tiene una gran importancia dentro del aprendizaje ofrecido por esta doctrina, tanto en su aspecto científico como también filosófico y moral.

No hay comentarios:

Publicar un comentario