domingo, 28 de diciembre de 2014

Nuestra morada, nuestro pensamiento

¡Buenas noches!
En la clase de ayer en CEADS hemos estudiado sobre las esferas espirituales del planeta Tierra y los mundos transitorios.

Empezamos la clase leyendo una pequeña introducción sobre los ámbitos de espirituales que podemos encontrar. La primera morada (o esfera) que encontramos es el Universo que albergue todos los tipos de vida de la Creacción. Después podemos entender como morada los mundos que en ellos habitamos para nuestra evolución, como ejemplo, el planeta Tierra. Y adentramos en los mundos para conocer las moradas que en ello existen, las esferas materiales de nuestro pais, ciudad, casa y nuestro propio cuerpo físico hasta llegas a las esferas sutiles, las llamadas esferas espirituales.
De las obras espiritas actuales podemos encontrar la riqueza de detalles de estas diversas esferas espirituales en las obras del espíritu André Luiz, psicografiadas por Chico Xavier.

Y antes de adentrarnos en la tematica de la clase, hablamos que los Mundos Trasitorios son mundos anteriores a los mundos primitivos, son neutrales energeticamente, donde no existe encarnación de ninguna forma, y que sirven para descanso, aprendizaje o alguna actividad de los espíritus errantes. Pero, como todo en el Universo, ellos también evolucionan y dejaran de ser vivendas exclusivas de los espíritus errantes para tornarse mundos primitivos, a priori, para empezar su desarrollo evolutivo dentro de la grande creacción. Sabemos que los mundos también evolucionan: de transitorios, primitivos, de pruebas y expiación, de regeneración, superiores hasta llegar a celestes, encadenando la evolución de los mundos estamos nosotros que también evolucionados, más o menos rápido, igual o no al mundo que estamos ahora mismo, pero todos, todos destinados a vivir, un día, en las esferas celestiales de los mundos celestiales.

Hemos dividido la clase en 5 grupos que tenian como tarea leer los diferentes textos y contestar las perguntas sobre ellos.
De allí hacemos nuestro resumen de hoy.


Elementos que componen las esfereras espirituales y condiciones ambientales de las esferas espirituales
Sabemos que en el plano espiritual es cuando desarrollaremos más nuestros sentidos y podremos manipular de manera más fácil los elementos que componen nuestro planeta ya que no contamos con las limitaciones del cuerpo y cerebro fisico. El pensamiento es capaz de plasmar lo que SENTIMOS y lo que SOMOS. No hay como esconder nuestras imperfecciones cuando volvemos a nuestra patria espiritual. "(...) Ese fluido es su propio pensamiento contínuo, que genera potenciales energéticos con los que nunca había soñado. In Evolución en dos mundos."
Las condiciones ambientales de las esferas espirituales dependerá de la más o menos proximidad que estaremos de la vida material, es decir, cuanto más apegados a la manera, más próximos a la crosta terrestre viviremos y más sensaciones "materiales", como la gravidad o hambre, sentiremos o "creeremos" necesitar.

Para entender las esferas espirituales, esas moradas que encontraremos cuando dejemos nuestro cuerpo físico, aclaremos que son plasmadas por el pensamiento de los espíritus que en ella viven. No son creacción de Dios, son creación del hombre, que en espíritu no podiendo esconder su verdadero yo busca lugares afines con sus sentimientos y emociones. Un ejemplo más real es cuando estamos tristes. ¿No es verdad que los días ensolarados se vuelven negros y sombríos? ¿Cómo eso puede pasar? ¿Y cuando estamos felices? Los días más lluviosos y oscuros se convierten en días de limpieza y descanso. Así podemos entender la intensidad y libertad que tenemos para manipular la materia cuando estamos desencarnados. 
Plasmamos nuestros sentimientos y emociones a todo momento pero en la espiritualidad esas sensaciones se transforman verdaderamente en lugares de morada del espíritu. De esta manera, encontraremos nuestra morada espiritual según nuestra afinidad, nuestro merecimiento por las acciones que hemos llevado a cabo en la vida actual y en las vidas pasadas.
El planeta Tierra tiene cuatro principales esferas espirituales: Tinieblas (abismos, valles), Umbral (crosta terrestre), Zonas de Transición y Esferas Superiores. Por supuesto que existen varias subcategorías en cada una de estas regiones pero nos limitaremos en entenderlas de manera general, conocer sus características, que los habitan y relacionarlas a las leyes divinas de causa y efecto, progreso y afinidad.


Tinieblas
"(...) Son regiones (o esferas) espirituales situadas abajo y en la superficie del globo terráqueo, conocidas también como abismo o regiones abismales. In Nuestro Hogar"
Encontraremos a los espíritus que han atentado gravemente contra las leyes divinas, que por culpa, ignorancia o falta de amor son atraidos a sus afines, que sofren y se encuentran perdidos, son los hermanos que han cometido suicidio, asasinados, malos tratos, corruptos, molestadores, etc. 
Como ya habíamos dicho, no fue Dios que creó esta región a fin de castigar a sus hijos; son los propios hijos de Dios que se castigan con sus pensamientos perdidos, llenos de odio y arrependimiento, creando una psicoesfera sombría, fria y triste.
Aunque los hijos del Padre plasmen sus sentimientos en terribles escenas de tristeza, el Padre no les abandona ni un solo momento; hay millares de centenas de puestos de socorro con verdaderos bomberos espirituales esperando una sola oportunidad para ayudarles, a la más mínima intención de mejora, auto-perdón y pedido de socorro sincero.

Umbral
"(...) El Umbral (...) comienza en la corteza terrestre. Es la zona oscura de todos aquellos que en el mundo no se decidieron a atravesar las puertas de los deberes sagrados con el fin de cumplirlos, y se detuvieron en el valle de la indecisión o en el pantano de numerosos errores. In Nuestro Hogar"
En esta esfera espiritual encontraremos a todos los espíritus que todavía no son suficiente buenos para vivir en esferas más elevadas pero no son demasiados malos para "purgar" en las zonas más bajas del planeta. Es una región destinada para la extinción de los residuos mentales creados por la vida desreglada, sin amor, llena de avaricia o vanidad. Encontraremos a verdugos y victimias viviendo juntos para que aprenden a perdonar y ser perdonados, también rebeldes, seres inteligente que todavía no han podido aplicar su inteligencia para el bien, en resumen, todos los espíritus que todavía no saben trabajar ni vivir en las esferas de socorro, amparo, superiores.


Zonas de transición
No hay explicación mejor para entender esta esfera como la propia descripción de André Luiz: "(...) Están situadas por encima del Umbral y abajo de las regiones superiores. Como ejemplo citamos la Colonia espiritual “Nuestro Hogar ”. En ella aún existe el sufrimiento, pero sus habitantes, de mediana evolución, son más esclarecidos. Ese grado de perfeccionamiento espiritual favorece a la naturaleza que se caracteriza por manifestar bellezas y armonías que no existen en los planos inferiores. In Nuestro Hogar"
También tenemos conocimiento de varias otras esferas de transición como la Alvorada Nueva, Casa de transición de Fabiano,  Colonia Campo de Paz, Colonia Redención, entre otras.

"Nuestro Hogar"



Esferas superiores
Son las esferas más purificadas de nuestra orbe. Donde viven los espíritus que ya han aprendido a amar y auxiliar el próximo, que conocen el perdón y entenden la verdadera necesidad de trabajar en prol de la felicidad de los demás, y así alcanzar la felicidad propia. Todavía nos es muy difícil imaginar este tipo de morada, pero podemos trabajar para nuestra reforma íntima, día a día, buscando hacer más el bien que el mal, buscando el amor todos los momentos de nuestra vida.

Para finalizar no podemos olvidar las palabras del Maestro, aunque para muchos son repetidas, para otros son bálsamos de esperanza y energía para el camino: 
"Hay muchas moradas en la casa de mi padre. Si así no fuera, ya os lo hubiera dicho, porque me voy para prepararos un lugar, y cuando me haya ido y os haya preparado un lugar, volveré y os llevaré conmigo a fin de que donde yo esté, estéis vosotros también, y a donde yo voy, sabéis el camino."

¡Qué tengáis una feliz semana! ¡Oremos por la paz, interior y mundial, en todas las esferas de nuestro planeta! ¡Un sólo gesto de amor y fe pueden anular un gesto de desamor o tristeza! Muchísimas gracias por hacer parte de nuestra ilusión, de nuestra familia!


No hay comentarios:

Publicar un comentario