viernes, 31 de diciembre de 2010

Retrospectiva 2010

 
AMOR, PAZ Y ALEGRÍA!!!
FELIZ 2011!!!



Hola querida familia CEADS y lectores y lectoras de nuestro blog,

Ya es casi año nuevo, momento de hacer memoria.

El día 28 de febrero nace nuestro blog. Estábamos estudiando el perispíritu. En aquella clase, unos valientes compañeros (Caio, Emily y Karina) se encargaron de buscar respuestas a tres preguntas que quedaron por contestar durante la clase. Las preguntas eran sobre el aborto, el desencarne de niños, y sobre algunos embarazos difíciles de comprender, que resultan de actos violentos, como una violación.

En marzo estudiamos las propiedades del periespíritu y discutimos en clase la cuestión de la memoria: donde se registra? en el espíritu o en el perispíritu? Y en la clase dedicada el evangelio, vera nos introdujo a un nuevo diccionario mientras reaprendíamos el sentido de palabras como “amigo”, “celos”, “fe” y “amor al prójimo”. Este mismo mes Jordi compuso “Oh esperits”

En abril nos dedicamos a estudiar qué quiere decir ser médium y a entender las influencias del mundo espiritual sobre el mundo material. También estudiamos la cuestión de la vestimenta de los espíritus.

En mayo seguimos con los temas de la mediumnidad y la influencia de los espiritus sobre los encarnados. Quién no se acuerda de la tarde de teatro en que Bossi hizo de hijo de Luisa, Emily hizo de angel de la guarda de Leo y Alfredito hizo de espíritu superior coordinador de ángeles. En mayo también celebramos nuestra VIII Jornada Espiritista de Barcelona, UN CAMINO HACIA LA EVOLUCIÓN.

En junio la clase del evangelio nos enseñó a buscar la afabilidad y la dulzura. También profundizamos en la relación entre los espíritus protectores y sus protegidos. Nos visitó Liliana Durasevic para hablarnos con dulzura sobre el amigo Jesús, la mediumnidad y la afectividad . En junio también visitamos nuestros amigos en Igualada para su jornada de conferencias anual y leímos la crónica del emotivo encuentro de centros espiritas en Veciana.

En julio, mientras el grupo de los sábados estudiaba la identificación de los espíritus y la historia de los precursores del espiritismo, el recién creado Grupo de estudios del libro de los espíritus, el GELE, daba sus primeros pasos y hacía su primer examen.

En agosto, mes de vacaciones, la principal actividad del centro fue hacer el evangelio. Los sábados de luz mantuvieron el trabajo en el centro mientras en el blog yo os iba contando cositas de por ahí.

En septiembre, estudiamos los tipos de las comunicaciones mediumnicas, seguíamos con el estudio del libro de los espíritus, pero sin lugar a duda lo que marcó el mes fue la inolvidable sesión de pintura mediumnica con Florencia Anton.

En octubre seguimos con el tema de la mediumnidad. Hizimos nuestra asamblea general anual y acompañamos la crónica de nuestros enviados especiales al 6 congreso espiritista mundial, en valencia.

Entre lecciones de amor, teatro sobre el perdón, lectura teatralizada, estudios de la mediumnidad, la oración y la reforma íntima, noviembre quedó marcado por el cumple de caio y nuestra afectiva reunión en el Tayba. El tayba se ha consolidado este año como un refugio más para muchos compañeros. Nuestros queridos Musem y Sum nos tratan con mucho cariño ahí.

En diciembre, con nueva pareja de monitores los sábados Y los estudios del GELE a toda máquina, también hubo tiempo para ver la conferencia de maria de la gracia Ender, proferida en el 6 congreso mundial y proyectada en CEADS. El tema, la caridad: el amor en acción, como nos explica la conferencista.

Nadie podrá decir que hemos estado inactivos, ¿verdad?

PAZ, pero la paz de espíritu, no la paz inactiva, contemplativa. La paz que resulta del servicio al prójimo.

AMOR, pero no el amor egoísta, humano. El amor Divino, el mismo que Jesús siente por nosotros.

ALEGRÍA, pero no la alegría que viene de la excitación con el alchool, por ejemplo. La alegría de participar de la creación de Dios, de tener a Jesús como guía y a tantos hermanos espirituales acompañándonos la jornada evolutiva.

Así, con AMOR, PAZ y ALEGRÍA, un muy feliz 2011 a toda la familia CEADS y a todos los lectores y lectoras del Blog AMALIA DOMINGO SOLER.

viernes, 24 de diciembre de 2010

Feliz Navidad

Aconteció en aquellos días, que se promulgó un edicto de parte de Augusto César, que todo el mundo fuese empadronado. Este primer censo se hizo siendo Cirenio gobernador de Siria. E iban todos para ser empadronados, cada uno a su ciudad. Y José subió de Galilea, de la ciudad de Nazaret, a Judea, a la ciudad de David, que se llama Belén, por cuanto era de la casa y familia de David; para ser empadronado con María su mujer, desposada con él, la cual estaba encinta. Y aconteció que estando ellos allí, se cumplieron los días de su alumbramiento. Y dio a luz a su hijo primogénito, y lo envolvió en pañales, y lo acostó en un pesebre, porque no había lugar para ellos en el mesón.
Había pastores en la misma región, que velaban y guardaban las vigilias de la noche sobre su rebaño. Y he aquí, se les presentó un ángel del Señor, y la gloria del Señor los rodeó de resplandor; y tuvieron gran temor. Pero el ángel les dijo: No temáis; porque he aquí os doy nuevas de gran gozo, que será para todo el pueblo: que os ha nacido hoy, en la ciudad de David, un Salvador, que es CRISTO el Señor. Esto os servirá de señal: Hallaréis al niño envuelto en pañales, acostado en un pesebre. Y repentinamente apareció con el ángel una multitud de las huestes celestiales, que alababan a Dios, y decían:
¡Gloria a Dios en las alturas,
Y en la tierra paz, buena voluntad para con los hombres!"
(Lc, 2: 1-14)
Querida familia CEADS,

Recordemos hoy y siempre que el verbo se hizo carne, vivió entre nosotros, caminó como un hombre para enseñarnos a amar. En esto conocerán todos que somos sus discípulos, en que nos amemos unos a otros.


domingo, 19 de diciembre de 2010

La caridad en la visión espírita


Querida familia CEADS,

Ayer, en nuestro querido centro, tuvimos la oportunidad de ver y comentar la conferencia de Maria de la Gracia Ender, proferida en el VICongreso Espiritista Mundial.

Conferencista de rara capacidad comunicadora, de la Gracia habló de la Caridad en la visión espírita. Yo la vi en directo en el congreso, he visto el DVD en casa y la volví a ver en CEADS ayer. Os puedo asegurar que es una conferencia para ver muchas veces, porque es emocionante, divertida y de contenido riquísimo!

Para recordar de la conferencia:

  • Hemos nacido para ser embajadores de la luz Divina y para ello hemos de aprender a ejemplificarla. Aprender a amar es un objetivo alcanzable. Estamos destinados a la perfección, pero en estos momentos de nuestra evolución aun no somos capaces de entender a Dios, demasiado complejo para nuestra capacidad. Pero sí podemos entender al prójimo, y amar a Dios amando al prójimo, acercarnos a Dios a través del prójimo. Mejorando nuestra relación de amor con nuestros semejantes podremos llegar a Dios.
  • Estamos matriculados en el planeta Tierra para aprender a amar. Debemos, como medicina para nuestras propias almas, hacer la caridad que es el PhD. del amor.
  • Jesús es el modelo más perfecto de amor y caridad que hemos tenido en la Tierra. No podemos esperar tener su perfección, pero podemos tener la osadía de seguirle el ejemplo; podemos tener la osadía de intentar poner en la práctica lo que Él nos dijo que hiciéramos.
  • Hay que intentar transmutar da T de TORMENTOS, de solitario, por la D de Dios, por la D de SOLIDARIO. Si dejamos de pensar y mirar nuestras propias miserias y nos ponemos a ayudar al prójimo, seremos más felices.

Como de la Gracia es médico, nos ha prescrito unas CAPSI para que entendamos qué es amar. Amar es:

Comprender – no juzgar, no pensar el mal, aceptar al otro como es.

Ayudar – apoyar al otro, ofrecer lo que uno tiene de mejor.

Perdonar – dejar resbalar lo que nos dicen o hacen, no tomar todo a pecho.

Servir – ejercitar la humildad, ser el menor.

Incondicionalmente – amar también a quien nos hace daño, seguir amando a quien se equivoca.

  • No podemos hablar de la caridad sin hablar de FE, que es “la certeza de lo que se espera, la convicción de lo que no se ve” (Hebreos, 11: 1). La fe tiene dos grandes brazos: uno que se llama CREER (entender y aceptar) y el otro que se llama CONFIAR (someterse y resistir). La fe es la fuerza motriz que impulsa a la caridad, en cuyo trabajo el espíritu se engrandece y alcanza la plenitud de la felicidad. Si no tenemos fe, hacemos la beneficencia, el altruismo, pero no la caridad. La caridad es lo mismo que el amor, el amor en su Phd. La caridad es el amor en acción.
  • Como nos explica Pablo de Tarso, "el amor es paciente, es bondadoso; el amor no tiene envidia; el amor no es jactancioso, no es arrogante; no se porta indecorosamente; no busca lo suyo, no se irrita, no toma en cuenta el mal recibido ; no se regocija de la injusticia, sino que se alegra con la verdad; todo lo sufre, todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta. El amor nunca deja de ser; pero si hay dones de profecía, se acabarán; si hay lenguas, cesarán; si hay conocimiento, se acabará. Porque en parte conocemos, y en parte profetizamos; pero cuando venga lo perfecto, lo incompleto se acabará. Cuando yo era niño, hablaba como niño, pensaba como niño, razonaba como niño; pero cuando llegué a ser hombre, dejé las cosas de niño. Porque ahora vemos por un espejo, veladamente, pero entonces veremos cara a cara; ahora conozco en parte, pero entonces conoceré plenamente, como he sido conocido. Y ahora permanecen la fe, la esperanza y el amor, estos tres; pero el mayor de ellos es el amor. " (1 Co 13, 4-8). Recordemos, la caridad es el amor en acción. Por esto la bandera del espiritismo es FUERA DE LA CARIDAD NO HAY SALVACIÓN.
  • Tenemos una gran dificultad de vivir estas cosas porque nuestra virtud es interesada, pero aprender a amar es un objetivo alcanzable y si no lo fuera, no nos habría venido a ejemplicarlo el Maestro de los maestras, no estaríamos aquí. Crecer espiritualmente exige esfuerzo continuado, tenemos 24 horas cada día para buscarlo. Crecer espiritualmente, nos dice de la Gracia, es como vivir de puntillas las 24 horas sin derecho a calambre.
De la Gracia nos invita a instalar un “biper” en nuestra conciencia, para que cada vez que nos alegemos de lo que en realidad hemos venido a hacer en la Tierra, nos llame este pequeño aparato a lo que es más urgente para nosotros. Nuestro “bíper” nos recordará de las lecciones más importantes:

Benevolencia

Indulgencia

Perdón

  • Una persona que entendió la caridad en su secencia fue Teresa de Calcuta, que nos dejó una linda oración. En ella, la T de TORMENTOS/SOLITARIO se transmuta en D de Dios/SOLIDARIO.




Con el BIPer instalado en la conciencia, las CAPSI ingeridas a diario y la inspiración de Madre Teresa podemos tener la más sublime y optimista FE RAZONADA de que llegaremos a ser los embajadores de la luz divina, como nos incita a ser la conferencista. Os animo a los compañeros del centro que no habéis podido verla, a que vayáis a la biblioteca a coger el DVD de la conferencia. De verad, lo dice todo. Ahora solo nos falta ponerlo en la práctica. ¡PODEMOS! Fe en Dios, fe en la vida, fe en el hombre. Como dice Pablo de Tarso, la certeza de lo que se espera, la convicción de lo que no se ve” (Hebreos, 11: 1).


sábado, 18 de diciembre de 2010

La caridad

Familia querida,
Preparemos el corazón para la conferencia de esta tarde sobr la caridad con las palabras del Apóstol de los gentíos:



"Si yo hablase lenguas humanas y angélicas, y no tengo caridad, vengo a ser como metal que resuena, o címbalo que retiñe. Y si tuviese el don de profecía, y entendiese todos los misterios y toda ciencia; y si tuviese toda la fe, de tal manera que trasladase los montes, y no tengo caridad, nada soy. Y si repartiese todos mis bienes para dar de comer a los pobres, y si entregase mi cuerpo para ser quemado, y no tengo caridad, de nada me sirve.

La caridad es sufrida, es benigna; La caridad no tiene envidia, la caridad no es jactanciosa, no se envanece; no hace nada indebido, no busca lo suyo, no se irrita, no piensa el mal; no se goza en la injusticia, mas se goza en la verdad; todo lo sufre, todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta.

La caridad nunca deja de ser; mas las profecías se acabarán, y cesarán las lenguas, y la ciencia acabará. Porque en parte conocemos, y en parte profetizamos; mas cuando venga lo que es perfecto, entonces lo que es en parte se acabará. Cuando yo era niño, hablaba como niño, pensaba como niño, juzgaba como niño, mas cuando ya fui hombre hecho, dejé lo que era de niño. Y ahora vemos por espejo, oscuramente; mas entonces veremos cara a cara; ahora conozco en parte; mas entonces conoceré como soy conocido. Y ahora permanecen la fe, la esperanza y la caridad, estas tres; pero la mayor de ellas es la caridad.

(1 Corintios 13:1)"

jueves, 9 de diciembre de 2010

La cualidad de los Espíritus


Hola queridos de mi alma,
nuestros dedicados monitores de la clase de sábado avisan que este próximo sábado haremos la unidad 22 del Estudio Sistematizado del Espiritismo, que trata sobre  la identificación de las fuentes de comunicación. Alfredito y Andrea recomiendan el estudio del cap. 24 del Libro de los Espíritus, y para facilitar un pelín, aquí en el blog os ponemos la pregunta 267.

Luz y paz, de la hermanita menor,

Janaina

(...)

267 - Se pueden resumir los medios de reconocer la cualidad de los Espíritus en los principios siguientes:

1.º No hay otro criterio para discernir el valor de los Espíritus, que el buen sentido. Toda fórmula dada a este efecto por los mismos Espíritus es absurda y no puede dimanar de Espíritus superiores.

2.º Se juzga a los Espíritus por su lenguaje y por sus acciones. Las acciones de los Espíritus son los sentimientos que inspiran y los consejos que dan.

3.º Siendo admitido que los Espíritus buenos no pueden decir ni hacer sino bien, todo lo que es malo no puede venir de un Espíritu bueno.

4.º Los Espíritus superiores tienen un lenguaje siempre digno, noble, elevado, sin mezcla de ninguna trivialidad; todo lo dicen con sencillez y modestia; jamás se alaban ni hacen nunca ostentación de su saber ni de su posición entre los otros. El de los Espíritus inferiores o vulgares tiene siempre algún reflejo de las pasiones humanas; toda expresión que resienta la bajeza, la suficiencia, la arrogancia, la presunción y la acrimonía, es un indicio característico de inferioridad, o de superchería, si el Espíritu se presenta bajo un nombre respetable y venerado.

5.º No es menester juzgar a los Espíritus bajo la forma material y la corrección de su estilo, pero sí el sondear el sentido íntimo, examinar sus palabras, pesarlas fríamente, con madurez y sin prevención. Toda separación de la lógica, de la razón y de la prudencia, no puede dejar duda sobre su origen, cualquiera que sea el nombre con que se disfrace el Espíritu.

6.º El lenguaje de los Espíritus elevados es siempre idéntico, sino en la forma, al menos en el fondo. Los pensamientos son los mismos, cualquiera que sean los tiempos y el lugar, pueden estar más o menos desarrollados, según las circunstancias, las necesidades y la facilidad de comunicar, pero no serán contradictorios. Si dos comunicaciones que llevan el mismo nombre están en oposición la una con la otra, una de las dos es evidentemente apócrifa y la verdadera será aquella en la que NADA desmienta el carácter conocido del personaje. Entre dos comunicaciones firmadas, por ejemplo, de San Vicente de Paúl, que la una predicase la unión y la caridad, y la otra se dirigiese a sembrar la discordia, no hay persona de sensatez que pudiese engañarse.

7.º Los Espíritus buenos no dicen sino lo que saben; se callan o confiesan su ignorancia sobre lo que ellos no saben. Los malos hablan de todo con seguridad, sin cuidarse de la verdad. Toda herejía científica notoria, todo principio que choque el buen sentido, manifiesta el fraude si el Espíritu quiere pasar por un Espíritu ilustrado.

8.º Se reconocen también los Espíritus ligeros con la facilidad que profetizan el porvenir y precisan los hechos materiales que no nos está permitido conocer. Los Espíritus buenos pueden hacer presentir cosas futuras cuando este conocimiento puede ser útil, pero jamás precisan las fechas; todo anuncio de un acontecimiento a época fija es indicio de una mixtificación.

9.º Los Espíritus superiores se expresan sencillamente, sin ser prolijos; su estilo es conciso, sin excluir la poesía de las ideas y de las expresiones, claro, inteligible para todos, y no necesita esfuerzos para ser comprendido; tienen el arte de decir muchas cosas en pocas palabras, porque cada palabra tiene su comprensión. Los Espíritus inferiores o falsos sabios, ocultan con palabras huecas y el énfasis vació de los pensamientos. Su lenguaje es a menudo pretencioso, ridículo u obscuro a fuerza de querer parecer profundo.

10.º Los Espíritus buenos nunca mandan; no se imponen, sino que aconsejan, y si no se les escucha, se retiran. Los malos son imperiosos, dan órdenes, quieren ser obedecidos, y aun cuando se les pida no se retiran. Todo Espíritu que se impone traiciona su origen. Son exclusivos y absolutos en sus opiniones y retenden tener ellos solos el privilegio de la verdad. Exigen una creencia ciega, y no quieren sujetarse a la razón, porque saben que la razón les quitaría la máscara.

11.º Los Espíritus buenos no adulan: cuando se hace el bien lo aprueban, pero siempre con reserva; los malos hacen elogios exagerados, estimulan el orgullo y la vanidad predicando la humildad, y procuran exaltar la importancia personal de aquellos cuya voluntad quieren captarse.

12.º Los Espíritus superiores no hacen caso de las puerilidades de la forma en todas las cosas. Sólo los Espíritus vulgares pueden dar importancia a los detalles mezquinos incompatibles con las ideas verdaderamente elevadas. Toda prescripción meticulosa es una señal cierta de inferioridad y superchería de parte de un Espíritu que toma un nombre imponente.
13.º Es preciso desconfiar de las palabras extravagantes y ridículas que toman ciertos Espíritus que quieren imponerse a la credulidad; y sería soberanamente absurdo el tomar estos nombres en serio.

14.º Igualmente es preciso desconfiar de los Espíritus que se presentan muy fácilmente bajo nombres extremadamente venerados y no aceptar sus palabras sino con la más grande reserva; en esto, sobre todo, se necesita una comprobación severa, porque a menudo es una máscara que se ponen para hacer creer sus relaciones íntimas con Espíritus adelantados. Por este medio adulan la vanidad del médium y se aprovechan de ella para inducirle muchas veces a cosas extrañas o ridículas.

15.º Los Espíritus buenos son muy escrupulosos sobre las cosas que puedan aconsejar; en todo caso siempre tienen un objeto formal y eminentemente útil. Deben, pues, mirarse como sospechosas todas aquellas que no tuviesen este carácter o estuvieran condenadas por la razón, y reflexionar maduramente antes de emprenderlas, porque se expondría cualquiera a desagradables mixtificaciones.

16.º Se reconocen también los buenos Espíritus por su prudente reserva sobre todas las cosas que pueden comprometer; repugnan en descubrir el mal; los Espíritus ligeros o malévolos se complacen en aumentarlo. Mientras que los buenos procuran endulzar las contrariedades y predican la indulgencia, los malos las exageran y siembran la cizaña con insinuaciones pérfidas.

17.º Los Espíritus buenos prescriben sólo el bien. Toda máxima, todo consejo que no esté estrechamente conforme con la pura caridad evangélica, no puede ser la obra de Espíritus buenos.

18.º Los Espíritus buenos aconsejan siempre cosas perfectamente racionales; toda recomendación que se apartase de la línea recta del buen sentido o de las leyes inmutables de la naturaleza, indica un Espíritu limitado y por consiguiente poco digno de confianza.

19.º Los Espíritus malos o simplemente imperfectos se hacen traición a sí mismos aun por señales materiales con las cuales nadie podría engañarse. Su acción sobre el médium es algunas veces violenta y provoca en él movimientos bruscos y sacudimientos, una agitación febril y convulsiva que hace contraste con la calma y la dulzura de los Espíritus buenos.

20.º Los Espíritus imperfectos aprovechan muchas veces los medios de comunicación, de los cuales disponen para dar consejos pérfidos; excitan la desconfianza y la animosidad contra los que son antipáticos; aquellos que pueden quitar la máscara a sus imposturas son, sobre todo, el objeto de su animadversión. Los hombres débiles son su punto de mira para inducirles al mal. Empleando sucesivamente los sofismas, los sarcasmos, las injurias y hasta señales materiales de su poder oculto para convencer mejor, procuran separarles de la senda de la verdad.

21.º El Espíritu de los hombres que han tenido en la Tierra una preocupación única, moral y material, si no están separados de la influencia de la materia, están aun bajo el imperio de las ideas terrestres y llevan consigo una parte de sus preocupaciones, de las predilecciones y aun de las manías que tenían aquí a bajo.
Esto es lo que puede muy bien conocerse en su lenguaje.

22.º Los conocimientos que muchas veces ostentan ciertos Espíritus no son la señal de su superioridad. La inalterable pureza de sentimientos morales es en cuanto a esto la verdadera piedra de toque.

23.º No es menester preguntar a un Espíritu para conocer la verdad. Ante todo es necesario saber a quién se dirige uno; porque los Espíritus inferiores también ignorantes, tratan con frivolidad las cuestiones más formales. No basta tampoco que un Espíritu haya sido un gran hombre sobre la Tierra para tener en el mundo de los Espíritus la soberana ciencia. Sólo la virtud puede, purificándole, hacerle aproximar a
Dios y extender sus conocimientos.

24.º El humor de los Espíritus superiores es, a menudo, fino y picante, pero nunca trivial. En los Espíritus burlones que no son groseros la sátira mordaz es, a menudo, oportuna.

25.º Estudiando con cuidado el carácter de los Espíritus que se presentan, sobre todo bajo el punto de vista moral, se reconocerá su naturaleza y el grado de confianza que puede concedérseles. El buen sentido no podría engañar.

26.º Para juzgar a los Espíritus, así como para juzgar a los hombres, antes es preciso saberse juzgar a sí mismo. Desgraciadamente hay muchas personas que toman su opinión personal por medida exclusiva de lo bueno y lo malo, de lo verdadero y lo falso; todo lo que contradice su manera de ver, sus ideas, el sistema que han concebido o adoptado, es malo a sus ojos. Tales gentes faltan evidentemente a la primera cualidad para una sana apreciación: la rectitud del juicio; pero no se lo creen así; es el defecto sobre el cual uno se hace más ilusión. Todas estas instrucciones dimanan de la experiencia y de la enseñanza dada por los Espíritus; nosotros las completamos con las contestaciones dadas por ellos sobre los puntos más importantes.

jueves, 2 de diciembre de 2010

La higuera seca

Querida familia CEADS,

este sábado estamos de estreno: dos nuevos monitores asumen las clases. Alfredito y Andrea, que Nuestro Divino Maestro os ilumine el trabajo.

os dejo aquí, a pedido de Andrea, la parábola de la Higuera Seca. ¿Por qué la habrá pedido? Pues, pensad en ella porque seguro que la clase nos espera llena de sublimes momentos de aprendizaje y auto-conocimiento.

El abrazo fraterno de siempre de la hermana menor,

Janaina

(...)

La higuera seca
"Por la mañana, volviendo a la ciudad, tuvo hambre. Y viendo una higuera cerca del camino, vino a ella, y no halló nada en ella, sino hojas solamente; y le dijo: Nunca jamás nazca de ti fruto. Y luego se secó la higuera. Viendo esto los discípulos, decían maravillados: ¿Cómo es que se secó en seguida la higuera? Respondiendo Jesús, les dijo: De cierto os digo, que si tuviereis fe, y no dudareis, no sólo haréis esto de la higuera, sino que si a este monte dijereis: Quítate y échate en el mar, será hecho. Y todo lo que pidiereis en oración, creyendo, lo recibiréis. (Mt, 21: 19-22)"

domingo, 28 de noviembre de 2010

¿Qué ayuda puedes conseguir en un Centro Espírita?

Querida familia CEADS,

Una vez más nos reunimos en nuestro querido Centro para aprender de la doctrina de los espíritus. Una vez más el clima era de amor y fraternidad. Una vez más sentimos la presencia iluminada de nuestros queridos mentores, conduciéndonos el aprendizaje y apoyándonos como siempre.

El tema era la mediumnidad en los niños y, tras leer el texto, el debate condujo a las siguientes conclusiones:

  • En los niños en los que la mediumnidad no se les aflora de forma natural, no hay que incentivarla. Todo lo contrario, puesto que los niños no están física, emocional o intelectualmente preparados para comunicarse con los espíritus. Es importante, esto sí, concederles una educación espiritual que les prepare para una vida pautada por valores elevados, de amor al prójimo y a Dios, respecto a la verdad y a la justicia, cosa que se puede hacer sea la que sea la creencia religiosa de la familia.
  • En se tratando de niños en los que sí, se notan facultades mediúmnicas, hay que observar qué consecuencias dichas facultades traen al niño. Si éste las vive con naturalidad, lo que hay que hacer es explicarle, de la manera más clara posible, que lo que ve o escucha son en verdad espíritus de personas como el papa o la mamá, solo que no tienen cuerpos físicos. Ahora se me ocurre que igual que se les aconseja a los niños a no hacer caso a extraños, se le podría decir a un niño que hay que tener cuidado con lo que le pueda decir un espíritu.
  • Si a consecuencia del contacto con los espíritus el niño llora, se siente acosado, perseguido, si tiene miedo o cambia su comportamiento, además de hablarle, una opción sería buscar la ayuda de un Centro Espírita. Ahí, claro tiene que estar, NO SE HACEN EXORCISMOS. Lo que sí se conseguirán serán orientaciones, pero la responsabilidad de cambiar la propia vida para mejor es siempre la de uno mismo.
¿Qué tipo de ayuda puedes conseguir en un Centro Espírita? Pues, en todos los centros espíritas podrás recibir orientaciones sobre la calidad inmortal del espíritu. Los niños, pese a que se presenten como puros y frágiles a los hijos de los papas, son en realidad espíritus inmortales que en otras vidas pueden haber hecho daño a otras personas y que habrá que encontrar la manera de plantar el perdón en la relación de este niño con el espíritu que le “persigue”. Si el Centro dispone de reuniones de desobsesión, puede que el equipo responsable por los trabajos ayude a la familia, pero es importante recordar que su papel es el de mediadores. En otras palabras, no existe lo de “bloquear” la mediumnidad de un niño o lo de “quitar” un espíritu a nadie. Lo que sí se hace es hablarle a los espíritus que acosan al niño, intentando mostrarles que solo el perdón mutuo puede liberar a todos para el progreso.

En todos los casos de mediumnidad, en todas las edades y en todos los grados de manifestación explicita de la facultad mediumnica, lo más importante es mantener la sintonía con espíritus trabajadores del bien. ¿Cómo se hace esto? Aquí os dejo el programa que todos conocemos:

  • A través de la oración diaria y sincera que conecta el corazón humilde al Amor Mayor;
  • El culto del Evangelio en el Hogar, que funciona como la limpieza energética del hogar;
  • El cultivo de valores elevados de respecto al prójimo en todos los sentidos;
  • El interés en la superación de las imperfecciones del alma, como el orgullo y el egoísmo;
  • La opción consciente por seleccionar sentimientos de amor, fraternidad y alegría diariamente;
  • La observación de un estilo de vida sano.
Puede que el programa nos parezca demasiado difícil a los que aun andamos a ciegas en el camino de la evolución… pero el Médico de Almas nos dijo (y nos lo volvió a repetir este sábado durante nuestra reunión)

"Entrad por la puerta estrecha: porque ancha es la puerta, y espacioso el camino que lleva á perdición (Mt, 7:13)."

Pues dicho lo dicho, a trabajar, queridos amigos, que el mundo de regerneración no empieza en ningún lugar antes que dentro de cada uno de nuestros corazones.

Una semana de trabajo y aprendizaje para todos.

Con el brazo fraterno de siempre, de la hermana menor,

Janaina

jueves, 25 de noviembre de 2010

MEDIUMNIDAD EN LOS NIÑOS

Querida familia CEADS,
el próximo sábado trataremos el tema de la mediumnidad en los niños. Os dejo el texto de estudio, que leeremos en clase y que nos servirá de base para el debate de un tema muy difundido entre adolecentes: la ouija.

El abrazo fraterno de siempre,

Janaina

(...)

MEDIUMNIDAD EN LOS NIÑOS

No es aconsejable estimular la práctica de la mediumnidad en los niños. Esto se debe a que su organismo no está completamente desarrollado; sus órganos, sobre todo el sistema nervioso, están en fase de maduración. Además de eso, el niño tal vez no posea el discernimiento necesario para evitar la influencia de los malos Espíritus. Kardec, al preguntar a los Espíritus orientadores de la Codificación, sobre si habría inconvenientes en desarrollar la mediumnidad en los niños, obtuvo de uno de ellos la siguiente respuesta: “Por cierto, sostengo que es hasta muy peligroso, ya que esos organismos débiles y delicados sufrirían por eso grandes conmociones y las respectivas imaginaciones, una excesiva sobreexcitación. De manera que los padres prudentes deben alejarlos de esas ideas, o al menos, no hablarles del asunto sino desde el punto de vista de las consecuencias morales.”

“Cuando se examine el asunto, se debe observar el problema del desarrollo desde un doble aspecto: físico y mental. Hay niños bien desarrollados físicamente, pero de recursos mentales e intelectuales deficientes (…).” Existen niños poco desarrollados físicamente, sin embargo bien dotados mental e intelectualmente. En ambos casos, la prudencia aconseja que se evite, en su presencia, el trabajo mediúmnico. Desarrollar la mediumnidad, o sea, educarla, significa colocarnos en relación de dependencia magnética, mental y moral, con entidades de los más variados tipos evolutivos. (…) El frágil organismo infantil y su inexperiencia pueden sufrir los efectos de una aproximación obsesora. La imaginación del niño es, sobre todo, excitable, lo que puede ocasionar consecuencias peligrosas desde el punto de vista del equilibrio, de la estabilidad espiritual (…). Son negativos todos los aspectos del desarrollo mediúmnico de los niños. El Codificador, misionero elegido, estaba acertado al desaconsejar tal proceder. Hay recursos para amparar a los niños que revelan mediumnidad:

1. La oración en su favor y a favor de los Espíritus que intentan acercarse a ellos.
2. Los pases suministrados por personas responsables.
3. La concurrencia a las clases espíritas de Evangelio, a fin de que puedan, poco a poco, ir asimilando nociones doctrinarias compatibles con su edad.

«Debemos considerar, sin embargo, que hay niños cuya mediumnidad se da naturalmente, sin causarles trastornos. Estos niños son médiums naturalmente y « (…) cuando en una criatura, la facultad se manifiesta espontáneamente, es porque está en su naturaleza y su constitución se presta para eso. No sucede lo mismo cuando es provocada y sobreexcitada. (…) El niño que tiene visiones, por lo general no se impresiona con ellas, le parecen una cosa natural, a la que presta poca atención y casi siempre llega a olvidarla. (…)» Para la iniciación de la práctica mediúmnica « no hay una edad precisa; todo depende por completo del desarrollo físico y, todavía más, del moral. Hay chicos de doce años a quienes tal cosa afectará menos que a algunas personas maduras. Hablo de la mediumnidad en general, sin embargo, la de efectos físicos es más agotadora para el cuerpo; la de escritura tiene otro inconveniente, derivado de la falta de experiencia del niño, si se da el caso que quiera entregarse a solas, al ejercicio de su facultad y hacer de eso un juego.

«La práctica del Espiritismo (…) demanda mucho tacto, para desbaratar las tramas de los Espíritus embaucadores. Si éstos engañan a hombres formados, es notorio que la infancia y la juventud se hallan más expuestas a ser víctimas de ellos. Sabemos, además, que el recogimiento es una condición sin la cual no se puede tratar con Espíritus serios. Las evocaciones hechas imprudentemente o por bromear son una verdadera profanación, que facilita el acceso de Espíritus burlones o malvados. Ahora bien, como no se puede esperar de una criatura la seriedad necesaria para semejante acto, es de esperar que haga de eso un juego si se la deja abandonada a sí misma. Aún en las condiciones más favorables, es de desear que un niño dotado de facultad mediúmnica, no la ejercite sino bajo la vigilancia de personas experimentadas, que le enseñen con el ejemplo, el respeto que se debe a las almas que vivieron en este mundo. Así se ve que la cuestión de la edad está subordinada tanto a las circunstancias del temperamento como a las del carácter. (…)»

(...)

E ya que estamos, os dejo el trailler de la película EL SEXTO SENTIDO, que me gusta mucho porque toca temas como la dificuldad de los padres en lidar con la mediumnidad de los niños, las dificultades vividas por el propio niño al sentirse "anormal", el tipo de espíritus que pueden manifestarse a un niño con mediumnidad no educada y no digo más por si no habéis visto la película, no estropearos el final =)


 

domingo, 21 de noviembre de 2010

Oración, reforma íntima y tarta de cumpleaños...

Querida familia CEADS,

El sábado fue un día de muchas emociones en nuestro núcleo de aprendizaje, amor y trabajo por el bien. Empezamos con la lectura del texto de estudio y, en seguida, pasamos al ejercicio propuesto. Sabemos que en diferentes momentos de la vida, sean o no espíritas, las personas pueden experimentar situaciones en la que han de “enfrentarse” al fenómeno de la mediumnidad. El ejercicio consistía en aconsejar una persona des de los presupuestos de nuestra amada doctrina espírita.

La primera situación nos planteaba la siguiente situación:

Mi casa es un constante romper de platos y golpear de puertas. Ya no sé qué hacer porque por la noche no puedo dormir de los ruidos que escucho por la casa. El otro día me entró la desesperación y les grité a los espíritus, que si estuvieran ahí, que me dejaran en paz, y me puse a llorar sin parar. De verdad, no puedo más.
Lo que le podríamos recomendar a esta persona:

  • La oración es la principal herramienta de todo aquel que quiere tener paz en su hogar. Elevar el pensamiento a nuestro Señor, pedir el auxilio de los trabajadores del bien y el concurso del ángel protector son actitudes diarias que esta persona necesita realizar con urgencia.
  • Es importantísima la realización del culto en el hogar, es decir, la lectura y comentario del evangelio en voz alta, semanalmente y siempre a la misma hora, para que los espíritus protectores y/o familiares de esta persona encuentren el ambiente vibratorio propicio para ayudarla.
  • Hay que mantener una actitud de serenidad, calma y control bajo todas las circunstancias. Entregarse a la desesperación y al insulto es entrar en sintonía inferior y solo empeora la situación.
  • Se puede y se debe dialogar con los espíritus, pidiéndoles que, si quieren comunicarse, que busquen un Centro Espírita donde dispongan de los medios para recibir su mensaje. También se les puede pedir perdón por si acaso sienten que les hemos perjudicado de algún modo, o simplemente explicarles que en este hogar viven personas que desean vivir y convivir en paz y amor.
  • Se puede pedir ayuda y consejo en los centros espíritas, tengan o no reuniones mediúmnicas, siempre recordando que el exorcismo NO es una práctica espiritista, es decir, pedir a alguien que “aleje” los espíritus de nuestro hogar no es la solución, puesto que encarnados y desencarnados nos unimos por la sintonía y la afinidad de gustos y intereses.
La segunda situación: 

Hay días que estoy muy contenta, tengo ganas de cantar y hasta noto como si una camada fina de tranquilidad me envolviera de forma palpable. En estos días creo más en mi misma y no me cuesta decirle a la gente lo mucho que las aprecio. Otros días, sin embargo, me siento totalmente espesa, pesada y como que no soy yo. Cuando me encuentro así digo cosas que no diría normalmente y puedo hacer daño a la gente. Me gustaría ser una persona normal.

Además de todo lo dicho anteriormente en relación a la oración, lo que le podríamos recomendar a esta persona es:

  • Que invierta tiempo y reflexión en conocerse a sí misma. Solo así podrá, en los días que se note espesa, mantener una actitud más vigilante respecto a cómo actúa y todo lo que dice.
  • También es importante no culpabilizar a los espíritus por las imperfecciones de uno mismo. Hay que superar imperfecciones como el orgullo y la vanidad, educándose al diario para la mansedumbre y la actitud de amor incondicional.
En todo caso, en ambas situaciones, fuimos unánimes en remarcar que cada caso é único y que siempre son muy complejos. También hemos dicho que no existen soluciones fáciles ni rápidas para estas situaciones. Solo la vivencia de las enseñanzas de Nuestro Señor y una actitud de oración y vigilancia constantes pueden servir de amparo y luz en la caminada de cada uno de nosotros.

Después de la reunión de los sábados, como ya sabéis, es costumbre que algunos compañeros sigan charlando en el Tayba, tamándose un té y estrechando lazos de compañerismo. Este sábado, sin embargo, teníamos más razón para confraternizar: mañana es cumpleaños de nuestro querido compañero CAIO CÉSAR SAMPAIO y, después de la reunión, un numeroso grupo de amigos le sorprendimos con una tarta y mucho cariño. Pobrecito, quedó sin palabras con la cara iluminada por una sonrisa y los ojos húmedos. Os dejo las fotos de lo que fue una reunión más de amor de los trabajadores de nuestro Centro Espírita Amalia Domingo Soler. 




viernes, 19 de noviembre de 2010

Un ejercicio de amor

Querida familia CEADS,

Ya se acerca la clase de sábado y aquí os adelanto qué es lo que haremos en esta sesión. Después de haber estado “emplollando” sobre el tema de la mediumnidad los últimos dos meses, nos acercamos al final del módulo. Nos quedan dos clases sobre el tema y… “a otra cosa, mariposa”. Bien, este sábado, después de leer un texto corto sobre la mediumnidad, haremos un ejercicio. Os lo dejo para que vayais pensando y, si Dios quiere, el domingo os cuento qué repuestas los grupos de trabajo dieron durante el estudio.

Que la fuente del AMOR MAYOR nos guíe siempre y que seamos dóciles a sus enseñanzas.

El abrazo fraterno de siempre,

Janaina

EJERCICIO

En diferentes momentos de la vida, sean o no espíritas, las personas pueden experimentar situaciones en la que han de “enfrentarse” al fenómeno de la mediumnidad. Considerando todo lo que hemos estudiado en las últimas clases, imaginaros que una persona os plantea una de las situaciones a continuación. ¿Qué explicación puede existir para esta situación? ¿Qué consejo le podríais dar a esta persona con base en la doctrina espiritista?

SITUACIÓN A

Mi casa es un constante romper de platos y golpear de puertas. Ya no sé qué hacer porque por la noche no puedo dormir de los ruidos que escucho por la casa. El otro día me entró la desesperación y les grité a los espíritus, que si estuvieran ahí, que me dejaran en paz, y me puse a llorar sin parar. De verdad, no puedo más.

SITUACIÓN B

Hay días que estoy muy contenta, tengo ganas de cantar y hasta noto como si una camada fina de tranquilidad me envolviera de forma palpable. En estos días creo más en mi misma y no me cuesta decirle a la gente lo mucho que las aprecio. Otros días, sin embargo, me siento totalmente espesa, pesada y como que no soy yo. Cuando me encuentro así digo cosas que no diría normalmente y puedo hacer daño a la gente. Me gustaría ser una persona normal.

lunes, 15 de noviembre de 2010

Noticias del GELE


Tenemos en CEADS un aplicado grupo de estudos del Libro de los Espíritus que se reúne cada jueves, de 20:45 a las 22:00. Aquí nos cuentan lo que han estado haciendo últimamente.

(...)

Durante este último mes hemos finalizado el Libro Primero de El Libro de los Espíritus. Os pasamos a continuación un breve resumen de los dos últimos capítulos, junto con la prueba de repaso que hicimos al finalizar, y que nos sirvió para repasar lo que hemos estudiado hasta el momento.

A partir del jueves día 11 de noviembre, 
comenzamos el Libro segundo: Mundo Espírita o de los Espíritus.

Resumen de los capítulos III y IV.

Capítulo III. La creación

“El Universo comprende la infinidad de los mundos que vemos y que no vemos, todos los seres animados e inanimados, todos los astros que se mueven en el espacio y los fluidos que lo componen”. De la pregunta 36 a la 59, los Espíritus analizan la cuestión de la Creación, a partir de un total de cinco subtemas: la formación de los mundos, de los seres vivos, la población de la Tierra por parte del Ser Humano, la diversidad de las razas y la pluralidad de los mundos. Finalmente, Kardec completa la explicación con una reflexión sobre el contenido bíblico relativo a estos mismos temas. En un determinado momento, nos explican los Espíritus, Dios creó el Universo con el poder de Su voluntad. Nada explican acerca del primer momento, ni mencionan un posible Big Bang (esta teoría surgió en las primeras décadas del siglo XX), pero nos cuentan que los diferentes sistemas planetarios y demás cuerpos celestes se formaron a partir de la condensación de la materia dispersa por el espacio. La Tierra es tan sólo uno más de los incontables mundos creados por Dios. En él surgió la vida, gracias a los princípios orgánicos que se encontraban en su seno a la espera de las condiciones propicias para su desarrollo. Del momento preciso en el que apareció el Ser Humano nada nos dicen, simplemente que está más allá de nuestros cálculos quiméricos. Adan, Hombre mítico, es tan sólo una alegoría que hace referencia a uno de los primeros grupos de seres evolucionados que existieron en la Tierra, pero que ni fue el primero ni el único el poblar nuestro planeta. El Ser Humano falló en la interpretación de las Sagradas Escrituras, escritas de acuerdo con los factores históricos y el lenguaje de una época antigua. La Familia Humana apareció, por lo tanto, en diferentes lugares y en momentos diversos, dando lugar a las diferentes razas, según las necesarias adaptaciones medioambientales. De forma similar, todos los mundos fueron y son habitados, en diferentes grados de complejidad evolutiva, debido a su trayectoria moral y espiritual.

Capítulo IV. El Princípio Vital

De la pregunta 60 a la 75 nos hablan del Princípio Vital, encargado de animar, de dar vida y movimiento, a la materia orgánica. Se trata de un capítulo muy breve que pretende dejar claro el concepto de Princípio Vital, para evitar confundirlo con el Fluido Cósmico Universal y con los atributos del Espíritu. El Princípio Vital es un elemento derivado del Fluido Cósmico Universal, que pasa a formar parte de los seres orgánicos en una cantidad determinada para cada caso, y cuya finalidad es la anteriormente mencionada: dar vida, animar. La cantidad de fluido no es la misma en todos los seres y ni siquiera es constante en un mismo individuo. En cuanto el ser orgánico muere, este principio vital regresa a la fuente universal, para ser reutilizado por otro ser. Los Espíritus afirman que la Inteligencia no es atributo de este princípio (es una atributo del espíritu). Distinguen así, tres tipos de seres: aquellos que no disponen de fluido vital ni inteligencia (por ejemplo, los minerales); aquellos que poseen principio vital pero no inteligencia (las plantas y los animales); los seres animados y pensantes, como los Seres Humanos. En la parte final del capítulo, los Espíritus tratan de explicar la diferencia entre instinto e inteligencia. De esta forma, la pregunta 73 afirma claramente que el instinto no es independiente de la inteligencia, sino que es un tipo de la misma: es una inteligencia no racional, asimilada por todos los seres para proveeer adecuadamente sus necesidades.

¡Muchas Grcias, GELE, y ánimos con este trabajo tan maravilloso que estáis haciendo!

domingo, 14 de noviembre de 2010

EFECTOS FÍSICOS Y EFECTOS INTELECTUALES

Querida familia CEADS,

Reunidos ayer en nuestra clase de sábado, estudiamos una vez más el tema de la mediumnidad.

La mediumnidad puede ser clasificada en dos grandes grupos: la de efectos materiales y la de efectos intelectuales. Os dejo el texto de estudios de la clase.

El abrazo fraterno de siempre,

Janaina

(…)

MÉDIUMS ESPECIALES PARA EFECTOS FÍSICOS Y PARA EFECTOS INTELECTUALES
 
Los médiums de efectos físicos, comunes en la época de la Codificación son, tal vez, menos numerosos en los días actuales. Hay que entender el papel que desempeñaron las manifestaciones de efectos físicos en el período de elaboración de nuestra iluminada doctrina. Era necesario llamar la atención de las personas, del propio Alan Kardec entre ellas. Era necesario dar pruebas de la supervivencia del espíritu.

En el presente, son más comunes los médiums de efectos intelectuales y surgen, de tiempo en tiempo, variedades especiales, como las de los médiums músicos, pintores, inspirados, poetas. Todo nos lleva a creer que en la época de Kardec, las variedades de efectos intelectuales predominantes eran la psicografia y la psicofonía. «La mediumnidad presenta una variedad infinita de matices que constituyen los llamados médiums especiales, dotados de aptitudes particulares, aún no definidas, abstracción hecha de las cualidades y conocimientos del Espíritu que se manifiesta. La naturaleza de las comunicaciones guarda siempre relación con la naturaleza del Espíritu y trae el sello de su elevación, o de su inferioridad; de su saber o de su ignorancia.

Los Espíritus golpeadores, por ejemplo, jamás salen de las manifestaciones físicas y, entre los que dan comunicaciones inteligentes, hay Espíritus poetas, músicos, dibujantes, moralistas, sabios, médicos, etc. Sin embargo, a la par con la aptitud del Espíritu, está la del médium, que es para el primero, un instrumento más o menos cómodo, más o menos flexible y en el cual él descubre cualidades particulares que no podemos apreciar. »

Para que se produzcan los fenómenos de efectos físicos es necesario que el médium esté capacitado «para la provisión del ectoplasma o plasma exteriorizado, del que se valen las Inteligencias no encarnadas para producir los fenómenos físicos que denotan su supervivencia.» Conocemos, en general, los fenómenos que ocurren habitualmente, como golpes, movimiento de muebles y objetos, ruidos, sonidos comprensibles o no, olores, etc. Existen, sin embargo, fenómenos de efectos físicos no sólo bellísimos sino también sorprendentes de grandes beneficios. Es el caso de materializaciones, incluyendo las luminosas. Son ejemplos de las principales modalidades de médiums especiales para efectos físicos los Médiums tiptólogos (aquellos por cuya influencia se producen los ruidos y golpes) y los Médiums de apariciones (los que pueden provocar apariciones fluídicas y tangibles, visibles para los asistentes).

Siguiendo con la clasificación de Allan Kardec, algunos de los médiums para efectos intelectuales son:

Médiums inspirados – aquellos a quienes, casi siempre contra su voluntad, los Espíritus le sugieren ideas, ya sea relativas a los hechos comunes de la vida, o a importantes trabajos de la inteligencia.

Médiums de presentimientos – personas que, en ciertas circunstancias, tienen una vaga intuición de hechos comunes que sucederán en el futuro.

Médiums proféticos - es una variedad de los médiums inspirados o de presentimientos. Reciben, con el permiso de Dios, con mayor precisión que los médiums de presentimiento, la revelación de hechos futuros de interés general y son los encargados de darlos a conocer a los hombres, para instruirlos. (…)

Médiums sonámbulos – los que, en estado de sonambulismo, son asistidos por Espíritus.

Médiums extáticos – son los que en estado de éxtasis, reciben revelaciones por parte de los Espíritus.

Médiums pintores y dibujantes – los que pintan y dibujan bajo la influencia de los Espíritus. Hablamos de los que obtienen trabajos serios, ya que no podemos dar este nombre a ciertos médiums, a los que Espíritus burlones llevan a reproducir cosas grotescas, que desacreditarían al más atrasado de los estudiantes. (…)

Médiums músicos – son los que ejecutan, componen o escriben música, bajo la influencia de los Espíritus. Hay médiums músicos mecánicos, semimecánicos, intuitivos e inspirados, como los hay para las comunicaciones literarias.

Allan Kardec, cuando enuncia las variedades de médiums especiales para efectos intelectuales, cita también a los oyentes, los parlantes y los videntes.

«Además de las razones de aptitud, los Espíritus también se comunican con mayor o menor preferencia por tal o cual intermediario, de acuerdo con sus simpatías.»

Para que una comunicación sea buena, es preciso que provenga de un Espíritu bueno; para que ese buen Espíritu pueda transmitirla, es necesario que el fin previsto le convenga.

viernes, 12 de noviembre de 2010

Mediumnidad: efectos físicos e intelectuales

Querida familia CEADS,
mañana en la clase de sábado seguiremos con el tema de la mediumnidad y hablaremos de los médiums de fenómenos intelectuales y físicos.

Algo que creo que sí es novedad, por lo menos para mí, es el tema del ECTOPLAMA, así que hice un poco de investigación y aquí os dejo para que lo podáis consultar también. Nos vemos en clase.

(...)

"El ectoplasma es una sutil materia viva que se haya presente en el cuerpo físico, capaz de asumir estados líquidos, sólidos y sus propiedades. Fluye en la oscuridad a través de los poros y los distintos orificios del cuerpo, siendo generalmente luminoso. Es característico de los médiums físicos. Cuando se produce, por lo general baja la temperatura de la sala, posee un olor característico y es frío al tacto. La denominación de ectoplasma fue propuesta por Charles Richet. Es un fluido etérico semimaterial que emana de los médiums durante el trance y la composición de esta sustancia analizada en laboratorio muestra en ocasiones una estructura similar a la albúmina, hallándose tejido proteínico, grasas, leucocitos, fosfatos, tejido cartilaginoso y células en formación. Parece que ve afectada su constitución por medio de la luz, descomponiéndose y vaporizándose, aunque la luz roja parece no afectarle.

En ocasiones puede llegar a conformar cuerpos enteros y en estos casos se mueven provistos de vida propia, hablando, caminando o bailando con una total independencia. Suelen poseer funciones fisiológicas como pulso, tensión arterial, temperatura y respiración, todo ello medible y asimilable a los valores normales del hombre. Las denominaciones que adoptaría el ectoplasma según su origen serían ectozooplasma, ectofitoplasma y ectoneroplasma. En el médium durante la producción se registra una disminución de peso, para recuperarlo una vez que ha absorvido nuevamente el ectoplasma. Una sustracción con fines de análisis infligiría al médium un intolerable sufrimiento." Fuente. El Gran Corazón

Para saber más...



domingo, 7 de noviembre de 2010

Perdonar

Querida familia CEADS,

En la clase de ayer, nuestra monitora Vera nos hizo poner en palabras cómo nos sentimos cuando perdonamos y cuando no perdonamos. Hemos visto que cuando no perdonamos estamos encadenados a sentimientos de rabia, rencor, angustia e impotencia. Cuando perdonamos, por otra parte, es como si dejáramos una mochila muy pesada detrás. Sentimos alegría, paz interior, amor, liberación. Hablamos del auto-perdón como paso necesario para el perdón al prójimo y teatralizamos dos escenas: la primera, el día en que Jesús pronunció las luminosas palabras “El que no tenga pecado, que tire la primera piedra”; la segunda, un emotivo cuento de Jorge Bucay, que os dejo a continuación.

Una semana de luz, mis amigos. El abrazo cariñoso de siempre,

Janaina

(…)
Cuento Sin u

Caminaba distraídamente por el camino y, de pronto, lo vio.
Allí estaba el imponente espejo de mano, al lado del sendero, como esperándolo.
Se acercó, lo alzó y se miró en él.
Se vio bien.
No se vio tan joven, pero los años habían sido bastante bondadosos com él.Sin embargo habia algo desagrada
ble en su propia imagen.
Cierta rigidez en los gestos lo conectaba con los aspectos más agrios de su propia historia.
La rabia,
     el desprecio,
           la agresion,
                     el abondono,
                          la soledad.
Sintió la tentación de llevarselo, pero rápidamente desechó esa idea. Ya había bastantes cosas desagradables en el planeta para cargar com una más.
Decidió irse y olvidar para siempre ese camino y ese espejo insolente.
Caminó durante horas tratando de vencer la tentación de volver hacia el espejo. Aquel misterioso objeto lo atría como los imanes atreen a los metales.
Resistió y aceleró el paso.
Tarareaba canciones infantiles para no pensar en aquella imagen horrible de sí mismo.
Corriendo, llegó a la casa donde había vivido desde de siempre. Se metió en la cama y se tapó la cabeza con las sabanas.
Ya no veía el exterior, ni el sendero, ni el espejo, ni su propia imagen reflejada en el espejo. Pero no podía evitar la memoria de aquella imagen.
La del resentimiento,
            la del dolor,
                      la de la soledad,
                                la del desamor,
                                         la del miedo,
                                                   la del menosprecio.

Había ciertas cosas indecibles e impensables...

Pero él sabía dónde había empezado todo aquello...
Había empezado aquella tarde, hacía treinta y tantos años...
El niño estaba tendido, llorando frente al lago el dolor de los malos tratos de los demás.
Aquella tarde, el niño decidío borrar, para siempre, la letra del alfabeto.

Aquella letra.
Aquella.
La letra necesaria para nombra al otro si está presente.
La letra impresindible para hablar a los demás al dirigirles la palavra.

Si no había manera de nombrarlos dejarían de ser deseados...

Y entonces no habría motivo para sentirlos necesarios...

Y sin motivo ni forma de invocarlos, se sentiría, por fin, libre...

Epílogo

Escribiendo sin "u"
puedo hablar hasta de mi cansacio,
de lo mío, del yo,
de lo que tengo,
de lo que me pertenece...
Hasta puedo escribir de él,
de ellos
y de los demás.

Pero sin "u"
no puedo hablar de ustedes,
del tú
de lo vuestro.
No puedo hablar de lo suyo,
de lo tuyo,
ni siquiera de lo nuestro.

Así me pasa...
A veces pierdo la "u"...
y dejo de poder hablarte, pensarte, amarte, decirte.

Sin "U", yo me quedo pero tú desapareces...
Y sin poder nombrarte, ¿cómo podria disfrutarte?
Como en el cuento... si tú no existes, me condeno a ver lo peor de mí mismo
reflejándose eternamente
en el mismo,
mismísimo,
estúpido
espejo.

viernes, 5 de noviembre de 2010

La Buena Nueva


Querida familia CEADS,

mañana nuestra monitora Vera nos hará reflexionar sobre el evangelio y me he despertado con una pregunta en la mente, ¿Qué quiere decir la palabra "evangelio"? Pues aquí os dejo la entrada de un blog sobre la escritura sagrada. Espero que disfrutéis de la lectura. Nos vemos mañana.

Con el cariño de siempre,

Janaina

(...)


"Debemos distinguir entre el Evangelio y los cuatro Evangelios. El término “evangelio” en las lenguas modernas en general es la trascripción literal del original griego euanghélion, adjetivo sustantivado, que significa “buena nueva” o “alegre mensaje”. Consta de eu, “bien-bueno”, y de ánghelos, “mensajero-anuncio”, o del verbo anghéllein, “anunciar”. Con el plural “evangelios” en el uso común se designan los cuatro libros del canon cristiano, atribuidos respectivamente a Mateo, Marcos, Lucas y Juan.

El término griego euanghélion era conocido ya por los autores clásicos (Homero) y aparece también en los documentos más cercanos a los escritos del NT. Su significado fundamental es el de buena nueva o alegre mensaje, preferentemente de carácter público —victoria militar o deportiva—, pero también privado, como el éxito o la curación.
 
Resumiendo: el Evangelio o “buena nueva o alegre mensaje” es que Dios nos salva en Jesucristo. Cuando los Apóstoles comunican esta noticia (“Jesús nos ha salvado”) entonces evangelizan. Después se escribió este anuncio o Evangelio y cuatro de estos escritos o Evangelios han sido declarados inspirados y por tanto son canónicos (forman parte del canon de las Sagradas Escrituras)."
 

viernes, 29 de octubre de 2010

La mediumnidad

Hola familia CEADS,

mañana en nuestro querido Centro, volveremos a hablar de uno de los más habituales: la mediumnidad.

Os propongo que reflexionéis obre lo que ya sabéis sobre el tema, a partir de la lectura de lo que dicen estos espíritus. En clase compartiremos y ampliaremos.

(...)

CHANNING

«Todos los hombres son médiums, todos tienen un Espíritu que los impulsa hacia el bien, cuando saben escucharlo. (…) La voz íntima que habla al corazón es la de los buenos Espíritus y desde este punto de vista, todos los hombres son médiums.»

PEDRO JOUTY

«El don de la mediumnidad es tan antiguo como el mundo. Los profetas eran médiums. (…) … El Espíritu humano sigue la marcha adecuada, imagen de la graduación que experimenta todo lo que puebla el Universo visible e invisible. Todo progreso llega a su hora: ha sonado la de la elevación moral para la Humanidad. (…)»

JUANA DE ARCO

«Las facultades de que gozan los médiums les granjean los elogios de los hombres. Las felicitaciones, las adulaciones, he aquí el escollo para ellos. (…) Nunca me cansaré de recomendaros que os confiéis a vuestro ángel guardián, para que os ayude a estar siempre alertas contra vuestro más cruel enemigo, que es el orgullo. (…)»

PASCAL

«Cuando quisierais recibir comunicaciones de buenos Espíritus, es importante que os preparéis para ese favor por medio del recogimiento, por intenciones puras y por el deseo de hacer el bien, teniendo en vista el progreso general. Poned siempre en práctica la caridad; no os canséis jamás de ejercitar esa virtud sublime, así como la tolerancia. (…) Entre vosotros, el médium que no se sienta con fuerzas para perseverar en el estudio espírita, que se abstenga (…)»

DELFINA DE GIRARDIN

«Hoy os hablaré del desinterés, que debe ser una de las cualidades esenciales de los médiums, tanto como la modestia y la devoción. (…) No es racional suponer que los espíritus buenos puedan auxiliar a quien pretenda satisfacer el orgullo o la ambición. (…)»

EL ESPÍRITU DE VERDAD

«Todos los médiums están llamados, sin duda, a servir a la causa del Espiritismo, en la medida de sus facultades, pero muy pocos son los que no caen en la trampa del amor propio. (…) Las grandes misiones sólo son confiadas a hombres excepcionales y Dios los coloca por sí mismo, sin que ellos lo busquen, en el medio y en la posición en que puedan prestar su concurso con mayor eficacia. Nunca estará de más recomendar a los médiums sin experiencia que desconfíen de lo que les puedan decir ciertos Espíritus, en relación con el supuesto papel que ellos están llamados a desempeñar. (…). Recuerden siempre estas palabras: Quien se enaltezca será humillado y quien se humille será enaltecido.»

domingo, 24 de octubre de 2010

Preguntar o no preguntar, ¡es la cuestión!

Querida familia,

Reunidos ayer en nuestro Centro Amalia Domingo Soler, nos dividimos en dos grupos para leer i discutir el texto de estudio sobre las preguntas que se pueden hacen a los espíritus en una reunión mediúmnica. El texto de Kardec, hay que recordar, nos enseña a hacer preguntas para lo que sería una reunión planificada de estudios y esclarecimientos. Muchos compañeros ayer nos llamaron la atención para el hecho de que la mayoría de las reuniones mediúmnicas realizadas hoy en día no son de este tipo, sino que de caridad y socorro a desencarnados. En el periodo de la codificación, cuando el cuerpo doctrinario se elaboraba, era sin lugar a dudas relevante que el codificador no solo explicara su propio método de interacción con el invisible, sino que además diera pautas a los interesados en instruirse a través del intercambio con los espíritus de forma segura y útil para la comunidad.

Cada grupo debería, después de leer el texto, elaborar preguntas que podríamos hacer en una reunión mediúmnica de estudios. En el primer grupo, nos costaba hacer preguntas sin un contexto. Imaginamos entonces que el marido de una trabajadora del Centro había caído en coma y que ésta buscaba consuelo y esclarecimientos. El objetivo de la reunión, por lo tanto, era ayudar a esta familia y recoger información sobre la situación de los espíritus que se encuentran en situación de coma. Entre las preguntas que elaboramos, estaban éstas: ¿Dónde está el espíritu de una persona que se encuentra en coma? ¿Qué utilidad tiene el coma para esta este espíritu? ¿Recibe este espíritu tratamiento en la espiritualidad? ¿El coma fue una prueba que eligió el compañero antes de encarnar? ¿Cuánto tiempo debe esperar la familia a que salga del coma? ¿Está en coma este hermano por dificultad de desprenderse de la materia y pasar a la espiritualidad? ¿Qué podemos hacer nosotros o su familia para ayudarle?

El segundo grupo no llegó a elaborar preguntas, solo apuntó temas como la donación de órganos, por ejemplo, que podrían ser aspectos para la instrucción. En este grupo parece que el sentimiento era que, una vez que tenemos la doctrina, ya no hace falta hacer preguntas. Muchas veces las respuestas nos vienen sin que tan solo las elaboremos, simplemente porque reflexionamos o estudiamos la doctrina, siempre instruidos y amparados por nuestros amigos espirituales.

Todos hemos estado de acuerdo que lo de hacer evocaciones o preguntas debe siempre tener una finalidad útil y elevada. El respecto y la simplicidad de sentimientos son la garantía de que espíritus sabios y que nos tienen cariño nos vengan a contestar o inspirar.

Que en la semana que se inicia nuestros corazones estén llenos del amor de Jesús, que tenía el perdón para ofrecernos antes mismo que le hubiésemos ofendido.

El abrazo fraterno de siempre,

Janaina